Cómo elegir un teléfono móvil para que nos dure

Las 10 características a tener en cuenta al comprar un móvil.

En general, tenemos que pensar el uso que le queremos dar al terminal para optar por unas características u otras. Si queremos gastar poco dinero, tendremos que asegurarnos de que el teléfono reúne lo que necesitamos. Los teléfonos más caros nos servirán seguramente más años sin quedarse obsoletos, pero cuidado con querer lo último, porque quizá no compense el sobreprecio.
A continuación vamos a hacer un repaso por las características que podemos encontrarnos a la hora de elegir un móvil:

1- Pantalla.- Al menos que tenga 5,5 pulgadas

Cuando usas mucho el teléfono para jugar o ver contenido multimedia, como series, compra una pantalla bien grande. Al menos que tenga 5,5 pulgadas y que su resolución sea como mínimo Full HD. Si prefieres manejar cómodamente el teléfono con una mano, es mejor que busques dispositivos de menos de 5 pulgadas.

2- Almacenamiento.- No es recomendable menos de 16GB

En la mayoría de terminales con Android, podremos guardar los datos en dos sitios: almacenamiento interno y tarjetas microSD. Aunque es común referirse a ambos como “memoria” es importante no confundirlo con la memoria RAM. En este caso es un pequeño chip que equivale al disco duro tradicional en los ordenadores. Se mide en Gigabytes (GB) y básicamente nos dice cuántas aplicaciones, fotografías y vídeos podemos tener. Es importante que el almacenamiento interno sea una cifra holgada. Aunque podamos aprovechar la tarjeta microSD, lo cierto es que no todas las aplicaciones nos van a permitir sacarle provecho y utilizarán exclusivamente el chip principal. Las actuales aplicaciones ocupan un espacio importante de la misma, al igual que el sistema operativo que sirve de base al terminal, por lo que es buena idea apostar por dispositivos que cuenten con una amplia memoria y con la posibilidad de ampliarla. No es recomendable menos de 16GB

3- Memoria RAM.- no es aconsejable  que cuenten con menos de 1 GB.

En este caso se trata de la memoria que el teléfono utiliza mientras está en funcionamiento. Cuanto más tengamos más aplicaciones podremos tener funcionando a la vez sin que el teléfono vaya lento y podremos cambiar de app rápidamente y con fluidez. También se mide en Gigabytes (GB), aunque el total es muy inferior al del almacenamiento interno porque solo necesitamos una porción y son chips mucho más rápidos y caros. Es un componente crítico a largo plazo, si pensamos aprovechar el terminal durante muchos años, cuanta más podamos permitirnos mejor. Esto es lo que asegura que el funcionamiento del mismo sea fluido y estable, por lo que no es aconsejable  que cuenten con menos de 1 GB.

4- Procesador.- hay que intentar evitar los procesadores de años pasados

El cerebro principal de la máquina. Hay muchos modelos y marcas y es más que posible quedarse confundido, sinceramente. Los principales son la gama “A” de Apple, los Snapdragon de Qualcomm, Exynos de Samsung y Kirin de Huawei. Están separados en número de núcleos, aunque las configuraciones son diversas y es común que haya procesadores con ocho núcleos mucho peores que algunos con cuatro núcleos. Como son tantos modelos, es difícil dar una recomendación básica. En los iPhone, los procesadores con un mayor número son más potentes y modernos. En Snapdragon, la gama “400” representa la gama baja, la “600” la gama media, y la “800” es la gama alta, aunque aquí hay truco: hay que intentar evitar los procesadores de años pasados (un Snapdragon 636 es más moderno y preferible a un Snapdragon 810). Lo mismo ocurre en Kirin y Exynos, con numeración progresiva.

5- Bandas de conexión.- Cuantas más mejor

Cuantas más mejor será su conectividad a la red. Es conveniente que tenga 4G ( el 5G de momento va para largo) , Wifi y bluetooth. Además hoy en día se está imponiendo el pago con el móvil, que requiere conexión de proximidad NFC.

6- La cámara.- Alrededor de los 12 megapíxeles

Ten en cuenta que casi cualquier móvil saca hoy en día muy buenas fotografías con buena luz, pero en entornos tenues y nocturnos la cosa cambia. No todos los sensores (el chip que recoge la luz) y las lentes (los cristales que la dejan pasar) están hechos iguales, ni más megapixeles significa necesariamente mejores fotografías, ni tampoco una doble cámara ofrecen por necesidad mejores resultados que una sola. Más o menos megapíxeles no hacen una cámara mejor, de hecho los grandes competidores se plantaron alrededor de los 12 megapíxeles, a sabiendas que ahí está el equilibrio para hacer captores sensibles que quepan en un dispositivo móvil.

7- Altavoces.- Altavoces en el frontal

¿Cómo de importante es el audio para vosotros? No me refiero a la calidad de las llamadas, esto es algo que más o menos está superado, todas los fabricantes tienen un buen nivel en sus equipos. Me refiero a los altavoces, al hardware dedicado que implementan para que tu teléfono sea una buena fuente de audio. Tener los altavoces en el frontal me parece mejor opción, no los tapamos con las manos o al colocarlos sobre una superficie. De todas formas con una buena conexión bluetooth a un equipo externo, se puede solventar holgadamente este problema.

8- La Batería.- Al menos de 3.000 mAh.

Uno de los puntos más cruciales. Tenemos que tener en cuenta no solo el total de energía que se puede almacenar (medida en miliamperios hora: mAh) sino también funciones como la carga rápida que nos sacará de muchos apuros pudiendo recargar la batería en mucho menos tiempo. Cuanta más batería mejor, pero cada móvil y cada procesador gasta de forma distinta, y es uno de los principales indicadores del tamaño de un móvil. Se recomienda que la batería sea al menos de 3.000 mAh. Tal y como están los teléfonos es una cantidad suficiente para aguantar el día con un uso moderado. Si eres un usuario muy exigente – juegos, llamadas, series, redes -, mejor tira por ahora que se acerque más a las 3.500mAh.
La otra cosa importante que tenemos que tener en cuenta es la carga rápida.

9- Resistencia.- No podemos esperar una cosa indestructible

Se han hecho grandes avances en los últimos años: materiales más modernos y trabajados, protecciones adicionales como Gorilla Glass. Actualmente todos los teléfonos de gama alta son resistentes al agua (IP68), y es una especificación que poco a poco se irá extendiendo. Si podéis acceder a un teléfono así, es muy recomendable por protección y por facilidad de limpieza.

10-Diseño.- Multitud de colores

Por último está el colorido, las marcas han cogido el tranquillo a cambiar el color de metales y plástico con facilidad, sin perder calidad. Es posible encontrar multitud de colores. Yo no soy quien le tiene que decir a cada uno cómo tiene que ser su móvil, pero las texturas y tonos que nos ofrecen son muy agradecidos.

 

Algunas opciones.-

Finalmente aquí presento algunas opciones interesantes para valorar en más de 6 pulgadas y menos de 200 Eur:

Xiaomi Redmi Redmi Note 6 Pro.

Diagonal de la pantalla: 15,9 cm (6.26″), Resolución de la pantalla: 2280 x 1080 Pixeles. Frecuencia del procesador: 1,8 GHz, Familia de procesador: Qualcomm Snapdragon, Modelo del procesador: 636. Capacidad de RAM: 4 GB, Capacidad de almacenamiento interno: 64 GB. Resolución de la cámara trasera (numérica): 12 MP, Tipo de cámara trasera: Cámara doble. Capacidad de la tarjeta SIM: Ranura híbrida Dual SIM, 4G. Sistema operativo instalado: Android 8.1. Capacidad de batería: 4000 mAh. Color del producto: Negro. Peso: 182 g

-UMIDIGI F1.

 

 

Smartphone  Android 9.0 Teléfono Inteligente Dual SIM 6.3″FHD + 128GB ROM 4GB RAM Helio P60 5150mAh Batería 18W Carga rápida Teléfono móvil con NFC 16MP + 8MP Cámara [Rojo]

 

-Huawei P Smart 2019 –

 

 

Diagonal de la pantalla: 6.21″ 15.8 cm,Ram interna: 3gb Capacidad de almacenamiento interno: 64gb . Resolución de la pantalla: 2340 x 1080 Frecuencia del procesador: 2.2ghz.

 

 

 

Fuentes.-

https://www.androidpit.es/10-consejos-comprar-android

 

 

 

 

1 pensamiento en “Cómo elegir un teléfono móvil para que nos dure”

  1. Pingback: De qué están hechos los teléfonos móviles - kemecompro

Deja un comentario